La Pelota de Lacrosse no es solo para el deporte del mismo nombre; se ha convertido en una herramienta esencial para la liberación miofascial y el masaje de tejido profundo. Esta pequeña pero firme bola es perfecta para llegar a esos puntos gatillo y áreas tensas en los músculos que a menudo son difíciles de alcanzar. Su dureza y tamaño son ideales para aplicar presión específica, ayudando a aliviar el dolor, mejorar la movilidad y acelerar la recuperación muscular.

Ya sea después de un entrenamiento intenso o para aliviar tensiones diarias, la Bola de Lacrosse es una adición valiosa a cualquier rutina de cuidado personal.

Filtro